Una armonía llamada: MUJER

08 marzo 2016

Una  armonía  llamada: MUJER

Seis de la tarde y te encuentras completamente sola y estresada por el lanzamiento de un sueño muy personal. Letras Finas.

Aparecen  ante ti solo deseos rotos por  circunstancia vacías, pero  con el ánimo de que con este proyecto apoyarás a miles de  mujeres que  lo necesitan en este momento.

Un llamado  al teléfono  me despierta de  mi mundo  sumergido en añoranzas que repentinamente me  envuelven y  cae  una  vez  más la rutina  de  contestar  imprescindiblemente con la inevitable nostalgia al hacerlo.

Luego de   más de diez  palabras sin sentido y rutinario  regreso  a  mi profundo  deseo de  descubrir que se puede hacer  cuando el valor  de ser  MUJER, está  descanalizada a la verdadera realidad, al mejor deseo, que sueñan miles de  mujeres y  parece  ser,  que nunca  lograrás, esa gran meta añoradas por  muchas peleadas por tantas y tantos años

Hoy  8 de Marzo  se pretende concienciar sobre la importancia de la igualdad de género y resaltar el papel femenino en la sociedad. Pero que nos falta? Que hace  el camino tan  difícil, hasta  rozar lo  imposible?

No son los dos sexos superiores o inferiores el uno al otro, somos  nosotros mismos  con las ideas  de  machismos o feminismo,  por la discriminación  y  todos  esos  factores que  a  veces nos hacen sentir  vergüenza de  ser humanos.

No  queremos mujeres que   saquen su  sinónimo de  odio hacia  los  hombres ni  hombres que  maten a sus mujeres, queremos una  sociedad equitativa  para  ambos, pero será  posible  llegar algún día  a  ser  iguales.

Si bien es cierto que es un derecho la igualdad considero que falta muchísimo  para que llegue a ser un hecho. Por diversas  razones primero  hasta que la mujeres deje de  divagar en el hecho que los  hombres son  en  ese mundo que es  inferior  ante  nadie. Yo no digo que todos sean iguales en su habilidad, carácter, ilusiones o motivaciones,  pero  si  queremos llegar al a igualdad de oportunidades, de  aspiraciones a puestos políticos, igualdad de  salarios y  porque  NO igualdad de  opinión. Esa  donde alcemos la  voz  sin temor a un  golpe, ni  a  una pauta debemos  de actuar  ser  genuinas ,  ecuánimes y  simplemente  mujeres.

Pero  donde  empezamos para lograrlo, han sido  años  de  lucha,  si quizás mientras  escribo  este  artículo hay  más  de  dos  mujeres  violentadas o peor  aún niñas  violadas y maltratadas,  en  algún  lugar del mundo  o por no ir  lejos aquí mismo en nuestro país.

Hablamos de  una gran brecha existente entre los hombres y las mujeres pero porque no empezar, porque si somos capaces, creativas, emprendedoras, románticas, autónomos muchas o algunas , realizadas muchas, empecemos hoy por uno mismo,  hagamos un cambio, pausado  pero  cambio  en sí, considero que  desde  el  hogar, puede  ser el punto  de partida, el NO poner esa barrera  con nuestro s hijos no usar un estereotipo  tal  como,  no  es o no esto, porque  eres niña o porque eres niño, ya desde  allí estamos errados. Enseñémosle  el valor  de cada  uno  y  la igualdad de  derechos.

La  igualdad ya es una necesidad de la sociedad y por urgencia del ser  humano en sí, hacer un  llamado al gobierno o a los gobiernos, ya es hora de una política de estado la igualdad, la paridad, igualdad laboral y salarial. Debemos encontrar ese espacio, hallar esa  balanza principalmente que este equilibrada, al unísono lleno de valores para todos.

Hagámonos sentir que tenemos ese valor, inigualable  de ser  mujer,  donde el hombre se sienta apaciguado tranquilo y acompañado al lado  de un  mujer y una mujer  protegida, liderada y grande  al  lado de   un hombre.

Llegar a este nivel  necesario, Si es posible  pero debemos  ser  consiente  que la primera  igualdad, es la  equidad  y  debe   empezarse  en  los hogares,  donde hoy, debemos  ser padres llevaderos, enseñarles que somos y hacer importante el tema de IGUALDAD, de ambos sexos.

Donde cada uno se les respete su ideal, sus sueños sus aspiraciones y aun mejor, el  ir uno tras  el  otro, guiados lograr ser un solo camino, con sueños  diferentes. No se debe  cambiar  de  ilusiones, ni  deseo,  ni dejar que nos lleve la debilidad por complacer a la familia, para  ser  mejores.

Estamos aún  a tiempo, iniciemos con nuestros hijos, puede que falten muchos años por ver un  horizonte más positivo para la mujer, pero  el  empezar por  cambiar nosotros la  visión hacia la igualdad, puede  ser que sirva  para acortar  la verdadera  distancia que hay   ambos sexos.

“Sumar  esfuerzo es debe ser nuestro  objetivo y lograr metas  nuestra pasión”. Gracias a Dios por todas  las bendiciones.

FELIZ DÍA  DE  LA MUJER.

 

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.mujeresdepazrd.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.mujeresdepazrd.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.

ÚLTIMAS COLUMNAS

ARCHIVOS

TAGS